Historia gastronómica y #receta | Arroz caldoso con conejo y caracoles

Las habas secas las tenían guardadas en una bolsa de tela colgada del techo. En su interior habían puesto unas cabezas de ajos entera. Así evitaban que entrara carcoma y se echaran a perder. Mi tía Pepa estaba matando un conejo del corral y, por lo que vi, tenía ya una cazuela con caracoles hervidos. Presagio de que algún guisado iba a cocinar. Mi abuelo estaba entretenido con un bote; lo tenía

Seguir leyendo…